Alerta por suplementos alimenticios

COFEPRIS emite alerta por suplementos alimenticios que carecen de autorización sanitaria

La Secretaría de Salud del estado de Querétaro (SESEQ), informa que la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) lanzó una alerta tras detectar varios productos que se ostentan de forma indebida como suplementos alimenticios, no cuentan con autorización sanitaria.

 

TE PUEDE INTERESAR Fondo para protección ambiental en CDQRO

 

Precisó que se trata de los productos “Diablo Testo”, “Diablo Burn 24/7”, “Diablo Carne”, “Diablo Amino”, “Diablo Kong” y “Diablo Power”, mismos que son distribuidos por la empresa Vilicomsa, S.A. de C.V. y que no cumplen con las condiciones establecidas por la legislación sanitaria para ser reconocidos como tal.

 

Refirió que dichos productos no cuentan con estudios que garanticen su seguridad, eficacia y calidad, por lo que su uso e ingesta puede representar un riesgo para la salud y no deberán ser comercializados, distribuidos, ni publicitados por ninguna vía.

 

Manifestó que, dentro de las acciones de vigilancia sanitaria, detectó que dichos productos en presentaciones de polvo, tabletas y cápsulas, algunos son comercializados como suplementos alimenticios incumpliendo con la regulación sanitaria al contar con ingredientes prohibidos y atribuir de manera indebida cualidades terapéuticas y rehabilitatorias, incumpliendo con lo establecido en el Reglamento de Control Sanitario de Productos y Servicios, en sus artículos 171 y 173.

 

A dichos productos se les atribuyen propiedades terapéuticas como elevación de la potencia sexual, genera y promueve el incremento constante de testosterona, repara fibras musculares desgastadas, asegura un crecimiento muscular saludable, quema grasa, retrasa la fatiga, incrementa la oxigenación y el transporte de nutrientes.

 

Alerta por suplementos alimenticios
www.nexusaltermedia.com.mx

 

Los productos antes mencionados contienen ingredientes como cafeína, melatonina, valeriana, extracto de raíz de diente de león y otros, que deben ser revisados por COFEPRIS, ya que se consideran como medicamentos debido a propiedades terapéuticas, por tal motivo deberán de contar con registro sanitario en términos de lo que señalan los artículos 222 y 376 de la Ley General de Salud.

 

Esta mercancía se encuentra a la venta en línea en sitios web como Amazon, Mercado Libre, páginas de suplementos para deportistas y se publicitan en perfiles y páginas de redes sociales como YouTube, Facebook e Instagram, infringiendo lo establecido en el Reglamento de la Ley General de Salud en Materia de Publicidad en su artículo 6° fracción I que indica no podrán atribuirles cualidades preventivas, terapéuticas, rehabilitadoras, nutritivas y/o estimulantes.

 

Ante ello, COFEPRIS recomienda no adquirir ni usar los productos mencionados, así como cualquier otro que no se ajuste a la normatividad sanitaria vigente. De encontrar a la venta los productos antes mencionados, llamó a realizar la denuncia sanitaria a través de la página: https://www.gob.mx/cofepris/acciones-y-programas/denuncias-sanitarias.

 

Asimismo, no recomendar el uso o consumo de estos productos, ya que representan un riesgo para la salud y si en caso de presentar algún padecimiento o síntomas de los mencionados en la presente alerta, acudir con el profesional de la salud.

 

En caso de haber consumido alguno de los productos citados en la presente alerta sanitaria, reportar cualquier reacción adversa o malestar al correo electrónico farmacovigilancia@cofepris.gob.mx

 

TE PUEDE INTERESAR Triple hélice con Brose México en El Marqués, Qro.

 

Asimismo, por tratarse de productos a los que se les atribuyen propiedades terapéuticas y no cuentan con registro sanitario, no deberán ser comercializados por ninguna vía, ni distribuidos por servicios de paquetería y mensajería nacional y/o internacional, ni ser publicitados en sitios web o en páginas de redes sociales de ninguna índole dentro de territorio nacional , de lo contrario serán acreedores a las sanciones administrativas que resulten procedentes por infringir la regulación sanitaria vigente.